Ir al contenido principal

DIY

Creo que no es sólo una moda lo del DIY (do it yourself) sino que, en estos tiempos que corren, tiene que ser un cambio de mentalidad, especialmente si estamos hablando de reciclar y reutilizar cosas que ya no usamos. Ya sabéis, os hablo desde la conciencia de que no tengo extra y que con los gastos navideños soy cada día más pobre, mucho más pobre.

Hay personas con ideas sorprendentes de cosas muy sencillas que puedes hacer tú mismo con lo que ya no utilizas.



Como este bolso hecho con  trapos de cocina, cuyas asas son de tela vaquera. No me digáis que no es bonito...




Unos enormes osos hechos con viejos jerseys. No les veo utilidad, y ocuparían un montón, pero son una monada.






La lámpara con una vieja pantalla, tela metálica y muchos pajaritos.



Los búhos hechos con rollos de papel higiénico.





Posavasos hechos con viejas lanas.



Un peluche a partir de esa camiseta que tanto te gustaba pero que ya no te pones.


Source: joann.com via Mädchen on Pinterest

Esta idea en mi casa es totalmente necesaria, porque las llaves tienen tendencia a perderse en el momento de salir.



Esta manualidad la hemos hecho todos en otoño: nueces, hojas secas, un poco de plastilina.




Pero esta otra aún no, y el resultado es muy bonito.



Lo mismo que los duendes hechos con pinzas.


Source: flickr.com via Mädchen on Pinterest

Y, si alguna planta me viviera lo suficiente para contarlo, me gustaría tener un rincón así.



Source: myowlbarn.com via Megan on Pinterest


Hojas sque puedes encontrar en la calle, pintadas.



Más hojas, esta vez de fieltro.





Las piezas de lego en el bote del jabón de los niños.



Guirnaldas e chuches, para un cumple.

Háztelo tú mismo. Es una filosofía. Y también, me temo, una necesidad.

Comentarios

  1. Sí,una necesidad...es un fenómeno sociológico,ésto del DIY..Antes,en época consumista,poco DIY había,la verdad...
    Yo no me he sentido nunca consumista,no tengo esa necesidad de consumir y la verdad es que en estos tiempos de crisis,de no pagas...no tengo esa ansiedad...
    Pero eso sí..me ha entrado la ansiedad de hacer alguno de esos estupendos DIY con mis peques...Es ver un DIY y tener esa sensación de que algo de eso tengo que hacer...
    Jo,Ro...con lo tranquila que estaba yo en casa con mi trancazo...
    A ver...rollos de papel higiénico...vamos a hacer esos buhitos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo los rollos de papel y los ojos para hacer los búhos. A ver sí mañana nos decidimos.

      Besos.

      Eliminar
  2. Yo quiero esa lámparaaaaaa...

    Y también los animalitos de hojas. Y los duendes. Y las hojas de fieltro. Y...

    ResponderEliminar
  3. Alucino con todas estas cosas, ¿¿¿por qué nunca se me ocurre hacer cositas así???

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí no se me ocurre nada salvo que lo vea ya en algún sitio. Poca imaginación que tiene una...

      Besos.

      Eliminar
  4. Los posavasos y los perros me han enamorado!!

    un besín y feliz finde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El punto a mí también me vuelve loca.

      Besos.

      Eliminar
  5. Pues sí, pero es una manera de hacer lo que hacemos "por necesidad" hermoso. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No queda más remedio que reutilizar y reciclar, y no sol por el medio ambiente.

      Besos.

      Eliminar
  6. A mí me encantan, lo que pasa es que como soy muy de impulsos (o de TOC, como diría mi madre) cuando empiezo con algo no puedo parar... hasta que llego a odiarlo... así que ahora, me toca descansar de los DIY'S.

    Besos, y feliz año.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, a mí me pasa parecido. Y lo que más me pasa es que luego no termina las cosas.

      Besos.

      Eliminar
  7. Qué cosas tan bonitas! Me ha gustado el oso con la tela de camiseta, los posavasos de lana, el bolso de paño de cocina, el bote de jabón de legos...qué ideas más buenas!

    ResponderEliminar
  8. Hola Ro, estoy de vuelta! Ojalá encontrase yo el tiempo y la inicitiva para ponerme a hacer cualquiera de estos proyectos, son muy chulos!

    Un beso y felices fiestas!

    ResponderEliminar
  9. Me han encantado todos los ejemplos que nos has enseñado!

    ResponderEliminar
  10. Ro recién conozco tu blog y me encantó! Muy buenas recomendaciones y muy buenas ideas... Te sigo! Y te espero x mi espacio! Besos
    http://fabi-objetotransicional.blogspot.com.ar

    ResponderEliminar
  11. Soy yo muy de esta filosofía ultimamente, además, las cositas hechas a mano y por uno mismo, tienen mucho más valor y cariño :)
    Me han encantado el peluchín de la camiseta, y la lámpara con los pajaritos!!
    Un besín!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Cuéntame...

Entradas populares de este blog

Letras o ciencias

Tengo un cabreo monumental. Es de esos que te dura media vida, pero esta semana lo tengo recién despertado y con ganas de guerra.



Si pensáis que según el sistema educativo actual no existe la eterna división entre ciencias y letras, estáis completamente equivocados. Largos nombres, muchas palabras, para acabar diciendo prácticamente lo mismo de siempre. Lo mismo, pero con algunos matices, claro.
Cuando yo estudiaba el BUP, hace ya una eternidad, en tercero, escogíamos si nos apetecía más estudiar letras (puras, como fue mi caso, o mixtas, como muchos otros) o ciencias (también puras o mixtas).



Hoy por hoy, si tu hijo es un buen estudiante, sean cuales sean sus aspiraciones, sus profesores le instan a escoger en cuarto de la ESO y en Bachillerato las ciencias: Física y Química, Biología, Matemáticas. 
Las letras son para los mataos, los que no lo van a sacar, aquellos a los que les cuesta, que se vayan a estudiar cosas como el latín, la cultura clásica, la música o la plástica. Los bu…

Tortitas de avena

Algunas me habéis pedido la receta de tortitas que suelo hacer.

Y este fin de semana por fin tuve tiempo de hacer unas fotos con un poquitín de luz (no mucha, la verdad) para ilustrar la receta.

Los ingredientes.




80 grs de copos de avena.
Un huevo y 6 claras.
6 Cucharadas de queso fresco batido 0%
Una pizca de levadura.

Primero tenemos que triturar los copos de avena. Yo lo hago en la Thermomix, pero cualquier batidora de vaso os sirve perfectamente. Si tenéis harina de avena, no será necesario, claro.


Después añadimos el resto de los ingredientes.



Nota: no le pongo edulcorante porque no soy nada "dulce", pero podéis añadir el edulcorante que queráis.

Batimos un poco.



Preparamos una sartén que no se pegue. Yo utilizo siempre la misma. No me hace falta ni aceite ni nada.



Ponemos en la sartén unas cucharadas de la mezcla, a fuego suave y, cuando le salen burbujitas, le damos la vuelta.




Con esta mezcla me salen tortitas para dos días. Suelo hacer unas tres o cuatro para cada día.



Cosas de familia

En los últimos días, hemos realizado en casa un salto al pasado que nos ha dejado a todos nostálgicos y pensativos. Os cuento.

Mi madre es la de los tirabuzones
Mi hijo mayor tenía que hacer un trabajo de historia que consistía en entrevistar a una mujer que hubiera vivido durante la dictadura de Franco. Las preguntas de la entrevista venían dadas en el enunciado del trabajo y eran cuestiones sobre igualdad, oportunidades para trabajar, el cuidado de los hijos, expectativas de vida, dieta, higiene... no sé, muchas cosas.

Por supuesto que la persona elegida la teníamos en casa: su abuela. Y ella encantada de contar su vida a su nieto mayor. Y él también, porque le encanta estar por ahí cuando una persona mayor cuenta anécdotas de su vida, o de cómo se vivía en otras épocas. Nunca se pierde las conversaciones familiares, las cosas que le cuentan sus abuelos, y le encanta hablar con mis tíos abuelos, que aún me quedan dos, y ambos con una memoria prodigiosa.

Ya me gustaría a mí que alguna …